Aditivos

Por: | Etiquetas: | Comentarios: 0 | agosto 31st, 2017

nkjhnljhj

¿Sabías que los aditivos comenzaron a utilizarse en los años 50? Su uso pretendía cubrir la demanda de la población de que los alimentos tuvieran buen sabor, fácil preparación, que fueran nutritivos y se alargara su período de conservación sin estropearse.

¿Qué son los aditivos?

Son compuestos químicos añadidos a los alimentos y bebidas, son sustancias no alimenticias y no tienen valor nutritivo.

Por su origen, pueden ser naturales (extraídos de organismos animales o vegetales) o sintéticos, producidos en el laboratorio. También pueden ser naturales a los que se le ha modificado su composición o estructura.

Todos ellos, deben superar diversos estudios de toxicidad antes de ser aceptados como aditivos y utilizarlos en los alimentos.

¿Qué significa su código?

Seguro que más de una vez te has parado a leer los ingredientes de algún producto en el supermercado y has visto tantas E- seguidas de números y te has preguntado qué serán. Pues simplemente es la forma de llamarlos según el Reglamento que los regula.

La codificación de los aditivos es la siguiente.

E XYZ(i), por ejemplo, el E-140 (i)

La letra E significa que ese aditivo ha sido aprobado por la Unión Europea.
La letra X corresponde al grupo de aditivo, en este caso se trata de un colorante (clorofila)
YZ corresponden al número de orden
En algunas ocasiones como en este caso, nos encontramos que al final del código del aditivo aparece entre paréntesis este símbolo (i), simplemente corresponde a la forma química.

¿Qué tipos hay?

Existen muchísimos tipos de aditivos, a continuación, os vamos a nombrar algunos de los principales grupos de éstos:

Colorantes: La mayor parte de los colorantes empiezan con el código E-1YZ por ejemplo, el E-150, en este caso se trata del colorante caramelo, pero hay muchos más. Los aditivos colorantes se añaden a los alimentos para mejorar su aspecto y hacerlos más atractivos, o para reemplazar pérdidas de color que se producen durante el proceso de elaboración. Las gominolas, los snacks y las bebidas suelen llevar estos aditivos.

Conservantes: Muchos de ellos empiezan con el código E-2YZ. Estos aditivos retrasan el proceso de deterioro de los alimentos, e inhiben o minimizan la presencia de diferentes tipos de microorganismos (bacterias, levaduras y mohos). Un ejemplo de aditivo conservante es el E-250 (nitrito de sodio), este aditivo está presente en muchísimos productos de la industria alimentaria, sobre todo en los productos cárnicos (fiambres, embutidos) y entre otras cosas previene el botulismo.

Antioxidantes: Algunos antioxidantes empiezan con el código E-3YZ. Los antioxidantes retrasan la oxidación que provocan agentes como la luz, el aire o el calor. El E-300 (ácido ascórbico), más conocido como vitamina C, tiene estas propiedades, y lo podemos encontrar en muchos productos tales como, encurtidos, zumos, salsas, refrescos, etc.

Emulgentes, estabilizadores, espesantes y gelificantes: La mayoría empiezan por el código E-4YZ. Todos ellos ayudan a crear una textura deseada en los productos alimentarios sin que repercuta significativamente en el sabor y las propiedades de los alimentos. Este tipo de aditivos se encuentran en muchos alimentos light, por ejemplo, un espesante y gelificante es el E-415 (goma xantana), y se encuentra en multitud de postres tales como los flanes, las natillas, los yogures, etc.

Edulcorantes: Los edulcorantes son aditivos alimentarios que confieren sabor dulce a los alimentos. Algunos empiezan con el código E-4YZ, por ejemplo, el E-421 (manitol), pero la mayor parte de ellos se conocen con el código E-9ZY. La ya conocida sacarina (E954), es uno de ellos y como ya sabéis, está presente en multitud de alimentos, chicles, productos dietéticos, yogures, refrescos, etc.

Otros: Acidulantes, correctores de la acidez, antiaglomerantes, antiespumantes, agentes de carga, disolventes, sales fundentes, endurecedores, potenciadores del sabor, agentes de tratamiento de la harina, espumantes, agentes de recubrimiento, humectantes, almidones modificados, gases de envasado, gases propulsores, gasificantes, y secuestrantes.

Pinchando aquí puedes acceder a la lista de los aditivos alimentarios permitidos actualmente en la Unión Europea y sus números E.

Conclusión

El uso de algunos aditivos es un avance importante en la industria alimentaria. Éstos nos permiten tener acceso a mayor cantidad de productos, ya que mejoran la producción, y alargan el periodo de conservación evitando el crecimiento de patógenos.

Sin embargo, no podemos dejar de lado que el abuso de determinados aditivos, genera efectos secundarios a largo plazo, y que la industria alimentaria en ocasiones se excede con su uso.

Te proponemos un reto, accede a cualquier producto de supermercado envasado y cuenta las E- que aparecen en la lista de ingredientes ¿Cuántas tiene?

Deberíamos valorar, que aditivos son necesarios, y cuáles verdaderamente están de más. ¿En serio se necesitan colorantes para que los yogures de fresa tengan un color más a fresa?

En Nutrigen queremos que sepas lo que comes, por ello te damos información útil para que comprendas las etiquetas de los alimentos y seas tú el que elijes lo que ingieres ¡No dejes de leer las etiquetas de los alimentos!

La entrada Aditivos aparece primero en Instituto Gerontológico.

You must be logged in to post a comment.

En Liderdoctor utilizamos cookies de terceros para mejorar su experiencia de usuario y por motivos estadísticos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
Acepto las cookies
x